20 octubre, 2012

El día mundial del estudiante en Cd. Juárez

Tengo tantas ganas de escribir, así como de leer, y seguir disfrutando de la obra de Dios en esta ciudad, enterándome de lo que hace en otras ciudades, con gente que conozco y otros que desconozco. Me encuentro en mis ratos "libres" leyendo sobre la historia de los evangélicos en América Latina, orando por la obra entre estudiantes y profesionistas, haciendo preguntas a Dios, todo, mientras intento vivir mi fe a la luz de la Biblia, de la historia, del contexto particular en el que me encuentro y desde quien soy. (...y este es el preludio para lo que quiero escribir)

Desde hace varias semanas vengo saboreando las primeras líneas de la carta de Pablo y Timoteo a los Colosenses. En el estudio con otros y mi reflexión personal me han surgido preguntas:

  • ¿De qué manera el conocimiento del Evangelio ayuda o guía a comunidades de fe en la toma de decisiones particulares?
  • ¿Estoy permitiendo que mis propias decisiones sobre la vida se vean afectadas por el Evangelio? ¿Cómo repercute en la manera que pienso el futuro, las relaciones, las finanzas, los tiempos y las metas? 

Durante la caminata de oración en la UACJ

Y ahora, a la luz del día mundial del estudiante de IFES y la linda oportunidad que tuve de estar en Cd. Juárez compartiendo el día con Richy, Diana (líderes estudiantiles) y Ada (obrera) la Palabra me llevó a:
  • Dar gracias a Dios por cómo el Evangelio está creciendo en las universidades de esta parte del país.
  • Agrader que Su Reino se ha sembrado por medio de estudiantes, misioneros, padres, profesores y otros más, inspirados por el Espíritu. 
  • Pedir que los ya conocen el Evangelio,  lo conozcan mejor y sean fortalecidos para perseverar en medio de las dificultades.
  • Rogar porque en su conocimiento del Evangelio, los estudiantes anden como es digno de Dios, viviendo vidas transformadas, que impactan su iglesia, su universidad y su sociedad. Que viven vidas diferentes, no imitando los modelos del mundo que abusan del poder: hombres sobre mujeres, poderosos sobre los débiles, ricos sobre los pobres...

La Palabra me ha llevado a orar: agradeciendo y rogando. Andar acá, me lleva a anhelar a qué mas estudiantes vean a Jesús caminando en sus aulas, se encuentren con él y sean desafiados por él... Sé que él ya camina por aquí, nosotros vamos siguiendo sus pasos...

0 diálogo(s):

Publicar un comentario

Popular Posts