02 agosto, 2010

Contracultura Cristiana

Re-leyendo este libro de Stott me he topado con varias frases que resumen bien el desafío moral que Jesús deja a aquellos y aquellas que le seguimos, vale la pena considerarlo con honestidad.

El Sermón del Monte (...) retrata el arrepentimiento y la justicia que pertenecen al reino. Es decir, describe cómo se ve la vida y la comunidad humanas cuando se encuentran bajo el régimen de la gracia de Dios. 15

El reino es dado a los pobres, no a los ricos; a los débiles, no a los poderosos; a los niños pequeños, suficientemente humildes como para aceptarlo, no a los soldados que se jactan de poder obtenerlo por sus propias proezas. 41

(...) la justicia clama por castigo, la misericordia por perdón. 49

(...) no podemos recibir la misericordia y el perdón de Dios a menos que estemos arrepentidos, y no podemos pretender habernos arrepentido de nuestros pecados sino tenemos misericordia hacia los pecados de los demás. 49-50

Sólo los de limpio corazón verán a Dios: lo ven ahora con los ojos de la fe y verán su gloria en aquél día, porque sólo los plenamente sinceros podrán soportar la deslumbrante visión, cuya luz hará desvanecer las tinieblas del engaño y cuyo fuego consumirá toda simulación. 52

(...) la persecución es señal de genuinidad, certificado de autenticidad cristiana. 55

Ahora algo de Thielicke:

Cualquiera que entra en comunión con Jesús tiene que sufrir una transvalorización de valores. 59

De Bonhoeffer:

Los que lloran son los que están dispuestos a vivir renunciando a lo que el mundo llama felicidad y paz, los que en nada pueden estar de acuerdo con el mundo, los que no se le asemejen. Sufren por el mundo, por su culpa, su destino y su felicidad. El mundo goza, y ellos se mantienen al margen; el mundo grita: alegraos de la vida, y ellos se entristecen. Ven que el barco de la inmensa alegría se está yendo a pique. El mundo fantasea el progreso, de la fuerza, del futuro; los discípulos conocen el fin, el juicio, la venida del reino de los cielos, para la que el mundo no está preparado. Por eso son extranjeros en el mundo, huéspedes molestos, perturbadores de la paz. 59

Releer el Sermon del Monte y estudiarlo es ser enseñada por Jesús, sobre cómo vivir como ciudadana de su Reino, como hija suya, como seguidora suya y no como todos. ¡Es desafiante!

0 diálogo(s):

Publicar un comentario

Popular Posts